¿Qué se necesita para abrir una franquicia de servicios financieros?

servicios-financieros

Son muchas las personas, que siempre creen que comenzar un negocio en forma de franquicia es algo muy fácil de llevar a cabo. Hay otros que se imaginan que una franquicia es algo que solo implica tener un contrato y listo. Lo malo cuando se tiene este pensamiento, es que al final de cuentas todo se desencadena en un rotundo fracaso. Esto se lleva de por medio el prestigio que tiene la franquicia en forma de “modelo de negocios”, y no se puede dejar de lado, que muchos de los inversionistas terminan engañados o al menos decepcionados cuando se dan cuenta de que como cualquier negocio, una franquicia requiere mucho tiempo y dedicación.

En otras palabras, podemos explicarlo de manera muy simple: si queremos hacer la conversión de un negocio a franquicia, o empezar uno nuevo, entonces hay que tener en cuenta detalles de mucha importancia, no prestar solo atención a lo legal o lo que dicen los manuales, en pocas palabras, es necesario que sea un experto el que te ayude.

Negocios de servicios financieros

Ahora bien, si lo que sueñas es en comenzar una franquicia de servicios financieros, probablemente pasen muchas cosas por tu cabeza, y debes de saber que lo primero que tendrías que tener claro, es la idea de lo que estás pensando emprender. Hay muchas franquicias de este tipo de servicios, y tienes que hacer un análisis profundo de cada uno de ellos y no lanzarte solamente a emprender por ls ganas de tener tu propio negocio, tienes que pensarlo muy bien.

Busca información sobre cada negocio, solicita todos los aspectos técnicos y comerciales del negocio, la inversión necesaria, sus características, los datos más importantes de la central franquiciadora, el personal, las necesidades del local, etc… en pocas palabras, todo lo que realmente se considere de vital importancia antes de comenzar. Y no solo limitarse a conocer los detalles teóricos, también es muy importante hablar con otras personas que ya estén franquiciadas para conocer cómo es el trato con el franquiciador, la relación que mantiene con sus proveedores y clientes, etc, ya que a veces el mundo real no es tan bonito como lo que a priori dejan ven las cifras y análisis financieros.

Presta atención al área legal

Otra cosa que resulta muy importante en un negocio de franquicia, es prestar la atención que se merecen los aspectos del tipo jurídico. La franquicia se otorga por medio del contrato, por tal motivo éste documento se convierte en una especie de eje, y todo gira en torno a él.

Estos contratos, son algo que se elabora con mucho cuidado, recuerda que siempre debe de encontrarse beneficios para ambas partes, y debe de ser muy justo. El contrato nunca debe de ser un obstáculo para comercializar, ya que lo único que debe de buscar es que haya una solución ante cualquier problema que exista para el franquiciante y el franquiciatario. Siempre hay que ser precavido y pensar que la cosa puede salir mal, por lo que debes intentar no estar demasiado atado por las cláusulas y tener algo de libertad para poder actuar y resolver la situación si es preciso.

Separator image Posted in General.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *